TAPIR » Un enorme herbívoro de las selvas tropicales

El tapir es un extraño y sugestivo mamífero herbívoro propio de ambientes selváticos húmedos. Suele habitar en bosques de llanuras y de montañas. También vive regularmente en lugares pantanosos y en praderas. La condición indispensable es que, cualquiera que sea el lugar donde se asiente, debe disponer de abundantes fuentes de agua. Su particular y curiosa apariencia lo vincula a cerdos, caballos y rinocerontes, pero no deja de ser uno de los animales exóticos más extraños.

De la familia de los tapires existen cinco especies que se diferencian entre sí por algunos detalles físicos. Por ejemplo tienen diferente coloración, tamaño y peso. Aparte de esto alguno vive en una geografía remota como el tapir malayo del sudeste asiático. Las otras cuatro variedades viven en el continente americano entre Méjico. A pesar de ser herbívoros, todos suelen ser muy agresivos en estado salvaje.

Así son los animales mamíferos

Los mamíferos son una especie de animales vertebrados que en su mayor parte son de reproducción vivípara. Se llaman mamíferos porque las hembras alimentan sus crías mediante glándulas mamarias productoras de leche. Por lo general, sus mandíbulas poseen un conjunto de dientes de cantidad variable que emplean, cuando son adultos para alimentarse. Poseen además orejas visibles, que son la parte externa del órgano de la audición.

El tapir y sus características

tapir

Las mediciones de las características físicas de estos mamíferos suelen variar un poco. Por ejemplo, las apreciaciones respecto al tamaño de un animal adulto. Los expertos afirman que miden entre 70 cm y un metro de altura y pesan entre 110 y 300 kilogramos. Establecen su longitud entre 1,3 y 2,5 metros más su cola de unos 10 cm de largo. Describen su cuerpo como macizo y su cabeza y cuello como vigorosos.

Hay coincidencia en afirmar que se trata de un animal originario que no ha sufrido modificaciones en millones de años. Existen cinco especies: el malayo, el de Baird, el pigmeo, el de montaña y el brasileño, solo una es asiática.

El detalle más llamativo es su aparato bucal, consiste en un pequeña trompa de labios gruesos y grandes orificios nasales. Tiene extremidades cortas con tres dedos las traseras y cuatro en las delanteras. Las orejas del tapir son ovaladas. Tiene un pelaje corto y rígido que cubre todo su cuerpo, suele ser de color marrón oscuro o gris negruzco. Por cierto, aunque parece que no pueden ver muy bien, en cambio huelen y oyen con significativa agudeza.

El tapir acostumbra permanecer largo tiempo en el agua y el barro y es de hábitos diurnos, como el pangolín. Por lo general este exótico mamífero es un animal solitario, comportamiento que modifica solamente durante su ciclo reproductivo.

Hábitat del tapir

Como ya te mencionamos, el tapir es un mamífero que regularmente habita en aquellas regiones donde predomine la selva húmeda. Los espacios donde suele vivir son los bosques de llanura, los bosques de montaña y los pantanos. Está presente desde México al norte, pasando por Venezuela, hasta Brasil y Paraguay como límite máximo al sur. En el continente asiático encontramos al tapir en Malasia, Tailandia, Birmania y Sumatra.

La necesidad primordial del tapir es que en el lugar donde viva haya suficientes fuentes de agua. No obstante, existe una especie del tapir que habita en las montañas de Los Andes. Si bien es cierto que este animal inicia sus actividades en la noche, el de montaña es fundamentalmente diurno.

Alimentación del tapir

tapir

Los tapires son animales herbívoros. Su dieta está compuesta de vegetación de todo tipo: brotes, ramas, hojas, plantas acuáticas, hierbas, flores y raíces. También puede consumir algunas frutas si estas están disponibles en su medio ambiente. Su particular nariz le sirve para ir explorando el suelo mientras busca su alimento.

Es capaz de pasar muchas horas al día buscando su alimento. Los expertos afirman que un animal adulto llega a ingerir hasta 85 kilos de comida al día. Frecuentemente buscan comida en horas nocturnas, pero eso no quiere decir que no salgan durante el día para hacerlo. Merodean a lo largo de un espacio bastante amplio cuando se trata de alimentarse.

Reproducción

Los tapires, en tanto que mamíferos, son de reproducción vivípara, sus crías son fecundadas en el interior de la hembra. Esta suele alcanzar su madurez sexual entre los tres y los cinco años, el macho, tarda un poco más. En época del celo, los machos asumen un mutuo y acentuado comportamiento agresivo. El objetivo de esta conducta es ganar el derecho a aparearse con las hembras.

Después de la fecundación, el período de la gestación se alarga por 13 meses. Siempre tienen una sola cría. Esta será amamantada, cuando menos, durante 12 meses. Las hembras por lo general, tienen sus hijos cada 2 años. El tapirito nace con los ojos cerrados y permanece así durante una o dos horas

Depredadores

Los depredadores primarios y naturales del tapir son los grandes felinos de las junglas como el jaguar y el tigre. Sin embargo, también cuenta con enemigos entre los reptiles como los cocodrilos y las anacondas. Y si bien es cierto que este mamífero se encuentra en situación de peligro, se debe más a la actuación destructiva del hombre. Las poblaciones de tapires se han reducido por dos razones: por su cacería exhaustiva y por la destrucción de su ecosistema.

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…